CES cierra el primer semestre con 25% de crecimiento en inscripciones

Un significativo aumento en el número de proyectos inscritos se registró a junio, en comparación con la misma fecha del año pasado. Además, CES avanzó en el trabajo relacionado con huella de carbono y economía circular.

La primera mitad del año tuvo un excelente cierre para Certificación Edificio Sustentable (CES), pues terminó con 39 proyectos inscritos: 27 precertificados y 11 certificados, lo que significó un alza de más de 25%, en comparación con la misma fecha del año anterior. Pero éste no fue el único hito relevante.

El convenio de colaboración con los Ministerios de Energía y de Obras Públicas continuó avanzando en sus iniciativas, entre las que se incluye la futura Calificación Energética de Edificios de Uso Público. Además, se ha trabajado en la nueva plataforma web y en una serie de mejoras al sistema de certificación. 

La extensión del Convenio permitió realizar nuevas acciones, como el “Estudio del estado del arte de definiciones de edificación cero energía neta y cero emisiones netas en el contexto regulatorio internacional”, lo que permitirá incorporar los conceptos de cero energía y cero carbono al modelo de certificación de edificios.

 Además, durante el primer semestre, se continuó avanzando en la ampliación de alcance para edificios existentes y en las bases para el desarrollo de la versión para aeropuertos, donde ha habido un trabajo colaborativo con la Dirección de Aeropuertos, con miras a actualizar y considerar nuevos parámetros en la certificación de los terminales de pasajeros, sus estacionamientos y accesos. “Existen requerimientos que hay que actualizar, relacionados con consumo de energía, agua y acústica. Éstos tienen que ser adaptados a la realidad de un terminal de este tipo”, explica el jefe de CES, Hernán Madrid.

Economía circular

 Asimismo, en el contexto del trabajo con la Dirección de Aeropuertos del MOP, se abrió una línea de trabajo vinculada a la huella de carbono y otra relacionada con la economía circular. “El modelo de certificación cuenta con requerimientos asociados a un plan de gestión de residuos, pero también se visualiza el impulso a la reutilización de edificios. En el caso de los aeropuertos, quienes trabajen en los diseños, que incluyen las futuras ampliaciones, deberán recoger conceptos de economía circular y también tendrán que abordar la reutilización de material”, sostiene Hernán Madrid.

¿Lo que viene? En carpeta están la certificación para retail y la certificación para hotelería, que podrían comenzar el trabajo en 2022. Mientras tanto, CES sigue sumando asesores, evaluadores y proyectos que buscan precertificarse o certificarse para dar valor agregado a su obra, usuarios y medioambiente.

La experiencia de M&H Arquitectos con proyectos CES premiados

M&H Arquitectos ha desarrollado varios proyectos que están en el sistema de Certificación Edificio Sustentable. Dos de ellos, han ganado los primeros lugares en los Premios CES: la Escuela básica de Huitranlebu, en la categoría de edificio precertificado, en 2019; y la Comunidad Terapéutica Drogodependiente, en la categoría de edificio certificado, en 2020. En este artículo preparado por el arquitecto Gabriel Muñoz, explican cómo logran sus buenos resultados.

M&H Arquitectos es una oficina de arquitectura que desarrolla proyectos de una forma integral, dando énfasis en la incorporación de todas las disciplinas en el desarrollo del proyecto de arquitectura, desde el origen del proyecto y de forma simultánea, amplificando así el concepto del proyecto de una forma colaborativa.

El mandante y/o usuario da a conocer sus necesidades espaciales y/o funcionales, pero en otro ámbito se encuentra el contexto inmediato, el cual requiere que dichas necesidades estén vinculadas a este, con sus características y particularidades. De esta forma, la arquitectura deja de ser un objeto, para convertirse en un proceso simbiótico identitario.

Esta estrategia permite abordar una obra en Purén “Escuela básica de Huitranlebu”, que obtiene el Primer Lugar en categoría Edificio Precertificado y una obra en Puerto Montt “Comunidad Terapéutica Drogodependiente”, que obtiene el Primer Lugar en la categoría Edificio Certificado, utilizando la misma metodología, para un contexto diferente pero obteniendo los mismos resultados, (USUARIO + ESPECIALIDADES + CONTEXTO.)

De esta manera es como se comienza a desarrollar las estrategias proyectuales desde el emplazamiento y la orientación.

ESTRATEGIAS DE DISEÑO

Para comenzar, se aplica modelamiento termo dinámico con diferentes software, donde se definirán las materialidades, ocupaciones, ganancias y obstrucciones asociadas al proyecto. 

Simulación “Escuela Huitranlebu”.
Simulación “Comunidad Terapéutica Drogodependientes”.

Se realizan cuatro modelaciones con diferentes orientaciones de los edificios, para determinar el mejor emplazamiento de este, considerando; zonificación de las zonas térmicas, Horarios de operación, iluminación, ocupación, equipamiento, climatización.
Cargas internas de iluminación y equipos.
Rango de temperatura de confort.
Tasas de ventilación e infiltración. 

Se evalúan las estrategias de diseño pasivo pertinentes para cada proyecto mediante análisis psicométrico el cual presenta como estrategias de impacto más significativo el calentamiento solar pasivo, incorporación de envolvente térmica y la ventilación natural.

ENVOLVENTE TÉRMICA

En ambos casos se utiliza envolvente térmica continua para generar una mejor hermeticidad en el edificio, generando temperatura de confort en el interior de este.

Por ejemplo, en el caso de la Escuela de Huitranlebu, la envolvente térmica se compone de la siguiente manera:

  • LNV 160mm (Lana de vidrio de 11Kg/m³ de densidad), sobre cielo falso.
  • EPS 100mm (Poliestireno Expandido 2 Kg/m³ de densidad), en muros. 
  • 80mm de Poliestireno Expandido de densidad 30 kg/m³, bajo radier. 
  • DVH 6/12/4+4, según lo indicado en memoria acústica. 

CRITERIOS GENERALES DE ILUMINACIÓN NATURAL

Para el proceso de Precertificación y Certificación se evalúan los parámetros Factor Luz Día (FLD) e Iluminancia útil (UDI), (sin considerar los sistemas de iluminación activos), obteniendo para el caso de la Escuela de Huitranlebu, como resultado que el 100% de los recintos regularmente ocupados alcanza valores mayores a 60% para este último indicador, y para el caso de “Comunidad Terapéutica Drogodependientes” se desprende que para el 76% de los recintos regularmente ocupados, se alcanza a lo menos un 60% de iluminancia útil.

LOS PROYECTOS DE ILUMINACIÓN ARTIFICIAL logran bajas densidades de iluminación, por lo que logran la disminución de la demanda de energía base, en el caso de la Escuela básica de Huitranlebu, disminuye en un 56.9%, en el caso de “Comunidad Terapéutica Drogodependientes”, se considera una reducción de demandas de energía del 80%, esto debido principalmente a la utilización de luminarias LED en gran parte de los recintos regularmente ocupados, lo que reduce el LPD (lighting power density).

ESTRATEGIAS DE ENFRIAMIENTO PASIVO – PROTECCIONES SOLARES

En la imagen se indican las protecciones solares que incluye el edificio, siendo las principales aquellos aleros que se generan producto de la geometría del inmueble. Los aleros ayudan a controlar la ganancia solar y los posibles focos de sobre iluminación.

ESTRATEGIAS DE VENTILACIÓN

En ambos proyectos, se asegurarán las tasas de renovación de aire mediante el control del CO2. Se propone sistema de ventilación híbrido (mecánico – pasivo); con extracción general desde los recintos mediante ductos, rejillas y ventiladores; con entrada de aire fresco por plenum con prefiltro G4 en toma de aire.

– Reducción consumo de agua: Se propone la reducción del consumo de agua, principalmente mediante la selección de grifería de bajo consumo, lo que puede disminuir aproximadamente un 35% el consumo de agua.

Se instalarán perlizadores /aireadores en todos los puntos de consumo, en los que sea posible, con el fin de reducir los consumos. Toda la grifería que sea posible será temporizada, reduciendo el consumo. Todos los inodoros serán de doble descarga.

Apoyo solar en la generación de agua caliente: Se utilizarán paneles solares térmico, para calefaccionar el agua caliente sanitaria.

Debido a estas y otras estrategias utilizadas en el proyecto de la “Escuela Básica de Huitranlebu” esta obtuvo la precertificación CES con 81,5 puntos, “Certificación Sobresaliente”.

Dentro de las características de sustentabilidad que destacaron en el proyecto, se contó un 68% de reducción en la demanda de energía y de 21% en las horas de disconfort, además de 70% ahorro de consumo de agua.

Para el edificio “Comunidad Terapéutica Drogodependientes” obtuvo el mayor puntaje (63,5/100 puntos) durante el año 2019 en un proceso de certificación, alcanzando el nivel de Certificación Destacada.

Dentro de las características se destaca; el aumento significativo del confort térmico pasivo, con un 23% de reducción de horas de disconfort, un gran aporte de iluminación natural, con un 76% de la superficie con condiciones para funcionar solo con iluminación natural, una gran reducción de las demandas de energía para calefacción e iluminación, superior al 80%.

Los planos, elevaciones y escantillones de estos proyectos se pueden descargar desde los siguientes links: 

Cortes A-A, B-B, C-C Comunidad Terapéutica
Cortes D-D, E-E Comunidad Terapéutica
Elevaciones Comunidad Terapéutica
Planta Arquitectura Comunidad Terapéutica
Cortes Escuela Huitranlebu
Detalles Constructivos Escuela Huitranlebu
Elevaciones Escuela Huitranlebu
Escantillón Escuela Huitranlebu
Planta Arquitectura Escuela Huitranlebu

Centro de visitantes “Santuario de la Naturaleza Cerro Santa Inés”, proyecto emblemático

La edificación sustentable está en evaluación ambiental, pero se perfila como una obra única que conectará a los visitantes con la flora y fauna del lugar. 

Minera Los Pelambres es el mandante del proyecto de edificación que convivirá con bosques relictos (aquellos que quedan como vestigio de algún tipo de flora que alguna vez hubo en la zona y que en el presente solo está esa muestra de vegetación de lo que fue en el pasado) y la diversa fauna que habita en Pichidangui, Región de Coquimbo. En la Ruta HJ 17, Puente Huaquén Santa Inés, se levantará un edificio administrativo de 76 m2 que se complementará con caballerizas, un módulo de difusión y un patio de 300 m2.

Con una completa asesoría liderada por Álvaro Urrutia, consultor de eficiencia energética y diseño sustentable de WSP, el proyecto -en proceso de evaluación ambiental- contempla un piso con volúmenes geométricos amarrados con una sola cubierta. Destacarán en él el uso de madera, piedras de la zona y un impacto constructivo mínimo. Además, contará con un diseño eléctrico fotovoltaico independiente que lo hará completamente autónomo. “Los sistemas de iluminación minimizarán el consumo, deben ser muy eficientes para hacer rendir la capacidad de acumulación diaria de las baterías”, explica el arquitecto Álvaro Urrutia.

Ventilación natural, cristales termopanel y un techo que triangula el sistema fotovoltaico, mirando hacia el norte coronarán el edificio que no necesitará de una estructura adicional para alimentarse de energía. “Ha sido una gran oportunidad trabajar con Minera Los Pelambres. Es un proyecto que estaba lejos de la ciudad, por lo que era necesario que todo fuera muy eficiente y aunque es pequeño, es muy emblemático”, comenta el asesor CES.

El Santuario de la Naturaleza “Cerro Santa Inés” se localiza en las regiones de Coquimbo y Valparaíso, comunas de Los Vilos y La Ligua, respectivamente, con una superficie total aproximada de 713,8 hectáreas (531,6 hectáreas en Valparaíso y 182,2 hectáreas en Coquimbo) y fue el 9 de marzo de 2018 cuando los representantes legales de Minera Los Pelambres ingresaron al Ministerio del Medio Ambiente la solicitud de declaración como santuario, lo que se declaró como tal en junio de 2020.

Ahora, Minera Los Pelambres estará a cargo de la administración del santuario para lo cual ha comprometido un financiamiento anual, con una inversión inicial para infraestructura de 1.500 millones de pesos, que se destinarán para la habilitación de accesos, senderos y centro de visitantes. 

Uno de los valores ecológicos principales del área propuesta radica en su importancia biogeográfica, por la presencia de bosques relictos de Aextoxicon punctatum (olivillo), insertos en una región semidesértica que sobrevive debido a la existencia de condiciones climáticas especiales, ya estos bosques son propios de la flora valdiviana.

El área registra un total de 243 plantas vasculares, de las cuales 100 son endémicas y 22 se encuentran clasificadas en alguna categoría de conservación. En el lugar, se pueden encontrar también 60 especies de aves, 8 reptiles, 11 mamíferos y 4 anfibios.

Plan de manejo

  • Programa de conservación de germoplasma: Para obtener muestras representativas de la variabilidad genética de la población de especies arbóreas presentes en los bosques del Cerro Santa Inés, además de almacenar semillas y abastecer, cuando proceda, el requerimiento del programa de investigación científica.
  • Programa de protección de recursos naturales: Busca establecer procedimientos para resguardar la integridad de los recursos existentes en el área protegida.
  • Programa de investigación: Su objetivo es generar conocimiento científico acerca de la autoecología y de la dinámica de regeneración de sus especies de alto valor de conservación.
  • Programa de educación e interpretación ambiental: Apunta a desarrollar en la comunidad una actitud positiva respecto de la conservación de los recursos naturales del Cerro Santa Inés, en particular del bosque relicto que está al interior del predio.
  • Programa de Administración, mantención e infraestructura: Con el objetivo de administrar esta área durante la operación.

Ficha técnica

  • Edificio Administración: 76 m2
  • Caballerizas: 114 m2
  • Módulo para difusión: 147 m2
  • Patio: 300 m2
  • Área Estacionamiento: 900 m2
  • Inicio licitación: Diciembre 2021
  • Inicio construcción: 3° trimestre 2022, y término 3° trimestre 2023
  • Arquitecto: Teodoro Fernández
  • Asesor CES: Álvaro Urrutia

Equipo CES visitó el nuevo Hospital Biprovincial Quillota-Petorca

Invitado por el Ministerio de Salud, CES pudo recorrer las instalaciones del edificio hospitalario mandatado por el Servicio de Salud Viña del Mar, que recibió la primera certificación “CES Hospitales”, tras integrar el diseño del edificio desde la etapa más temprana.⁣

Invitado por el Ministerio de Salud, el equipo de Certificación Edificio Sustentable, liderado por Hernán Madrid, jefe de CES, recorrió las instalaciones del nuevo recinto que integrará la red del Servicio de Salud Viña del Mar Quillota. El proyecto cuya unidad técnica es la Dirección de Arquitectura del MOP Valparaíso y en el que trabajaron Sacyr y B-Green, posee más de 73 mil metros cuadrados construidos y representa un 594% de crecimiento en superficie en relación con el actual Hospital San Martín de Quillota, con seis pisos, en los que se distribuirán 282 camas, nueve pabellones, tres salas de parto integral, 24 salas de procedimientos, nueve boxes de emergencia, 15 cupos de diálisis y ocho boxes odontológicos.

“Las instalaciones son impresionantes por envergadura, superficie y estrategias de sustentabilidad. Los espacios, la iluminación, las vistas al exterior con patios centrales y las cubiertas verdes llaman enormemente la atención”, señala Hernán Madrid, quien pudo ver en terreno cómo se están haciendo las pruebas para el funcionamiento.

Además, el jefe de CES destacó la aislación acústica, que hace prácticamente imperceptible el ruido de la carretera que colinda con el hospital. En todo el establecimiento destaca la incorporación de los parámetros que para CES son relevantes en términos de diseño, incluso, en los espacios para niños. “La parte de diseño integrado funcionó bien. Fue un esfuerzo de todo el equipo de diseño y construcción. Lo vi con Sacyr cuando estaba en proceso, pese a que tenía características poco frecuentes para una obra de construcción, el avance fue rápido”, comenta Hernán Madrid.

Entre los dispositivos que ya ingresaron a las unidades de apoyo clínico, imagenología y pabellones se encuentran un resonador magnético, tomógrafo y mamógrafo del área de imagenología; equipos de anestesia, lámparas y mesas quirúrgicas de pabellones quirúrgicas, columnas de gases, además de equipamiento para las áreas de farmacia, anatomía patológica, medicina física y rehabilitación, esterilización y servicio dietético de leche, entre otros.

Los pilares de la sustentabilidad del Hospital de Alto Hospicio

Con la asesoría de B-Green, y la evaluación del Idiem, la obra construida por Sacyr buscó maximizar los beneficios económicos, ambientales y sociales de la región, garantizando eficiencia y confort a los usuarios.

Un nuevo recinto asistencial de 50.000 metros cuadrados tiene expectantes a los habitantes de Alto Hospicio y la Provincia del Tamarugal. Con una inversión superior a $84 mil millones, la construcción de Sacyr destaca por las estrategias pasivas y activas que se utilizaron para lograr la reducción del consumo de energía y agua potable. Además, el edificio -en etapa de Precertificación CES- ofrece óptimas condiciones de confort y manejo de residuos.

El coordinador de proyectos de B-Green, Fabián Guzmán, explica que el diseño envolvente de alta eficiencia del Hospital de Alto Hospicio responde a las exigentes condiciones de su emplazamiento en la zona norte litoral. Por eso, cuenta con un sistema de protecciones solares compuesto por lamas verticales equidistantes, que permite proteger de la radiación solar y posibles deslumbramientos al interior de los recintos del hospital.

  Según el arquitecto, el hospital pudo precertificarse debido a los ahorros en energía y agua, confort ambiental interior y un óptimo manejo de los residuos. Este modelo eficiente y sustentable deslumbra por su diseño paisajístico de vegetación de bajo requerimiento hídrico, que permite un significativo ahorro en la demanda de agua potable de hasta el 80%.

Lo más desafiante del proyecto, cuenta Fabián Guzmán, fue el diseño y construcción de un hospital de alta complejidad, lo que conlleva retos en la coordinación de especialidades y el diseño integrado de ellas, ya que permite maximizar beneficios económicos, ambientales y sociales. “El diseño del edificio -basado en un modelo eficiente y sustentable- garantiza condiciones de confort térmico, acústico y visual, lo que incide en el bienestar y la salud de los pacientes, del personal médico y administrativo; tanto en los procesos de recuperación como en las actividades laborales y de atención diarias”, comenta.

Según el especialista CES de B-Green, el diseño integrado de especialidades implica un proceso colaborativo entre proyectistas de las especialidades vinculadas a la eficiencia energética y la sustentabilidad. Por medio de él, se realiza un constante seguimiento, verificación y asesoría de los proyectos, a través de simulaciones virtuales, cálculos y evaluaciones prescriptivas. “De esta manera, se logran los máximos ahorros en energía, agua, confort ambiental interior y un óptimo manejo de los residuos”, señala.

Homogenización y modulación buscaron conseguir un óptimo funcionamiento y mantenimiento del Hospital Alto Hospicio cuya ubicación norte-sur da respuesta a esta homogeneización del proyecto. “Se aumentan las fachadas este y oeste, reduciendo las más singulares a la hora de resolver su protección solar y térmica, la norte-sur”, comenta Fabián Guzmán.

Al ubicar el proyecto perpendicular a la pendiente del terreno natural, se abre un acceso en la cota natural del proyecto, más alta para el acceso público a los accesos de urgencias y general, junto con un acceso para el estacionamiento y patio de camiones en la cota natural más baja del proyecto.

Ficha técnica

Ubicación: Alto Hospicio, Región de Tarapacá
Emplazamiento: Orientación Norte-Sur
Superficie total del terreno: 54.399.64m2
Superficie Construida: 38.753.81 m2
Paisajismo: 17.950m2
Capacidad: 235 camas, 7 pabellones quirúrgicos, 3 salas de parto integral, 12 sillones de diálisis, 7 sillones dentales, 18 box consultas médicas, 10 box profesionales, 14 de procedimiento y 9 de urgencias.
Constructora: Sacyr
Arquitecto: Bbats Consulting and Projects S.L.P
Asesor: B-Green
Entidad Evaluadora: Idiem
Fechas de ejecución: Mayo 2018- Agosto 2021
Características: Mitigación sísmica, fundación impermeabilizada del suelo salino, eficiencia energética, helipuerto.
Estructura: Hormigón armado, elementos complementarios acero.
Impermeabilización: Partida crítica para el buen funcionamiento del edificio.
Envolvente térmica: Envolvente de alta eficiencia, aislación, reducción puentes térmicos. 
Tabiquería perimetral: Tabiques + EIFS.
Protección solar: Lamas Verticales Fijas, Ventanas DVH Control solar.

¿Por qué la Araucanía tiene los edificios más sustentables de Chile? 

Envolventes térmicas de alto estándar, iluminación natural, sistemas de calefacción eficientes, materiales naturales y otras cualidades han llevado a la región a lograr el mayor número de proyectos postulados a la certificación CES.

El año pasado Temuco fue catalogada como la ciudad más contaminada del mundo, superando a grandes urbes como Nueva Delhi (India) y Beijing (China), que tienen casi 100 veces su población. Pero el triste dato que nos entregaron Bloomberg Green y la ONG OpenAQ, se contrapone con la edificación sustentable que está desarrollando la Región de La Araucanía, donde 57 proyectos han sido inscritos para obtener la certificación CES.

“Sin duda, el tema de la contaminación atmosférica por la calefacción basada en leña en Temuco – Padre Las Casas puede asumirse como uno de los detonantes de ese interés, pero creemos que contar con edificios con altos niveles de sustentabilidad distribuidos en toda La Araucanía demuestra que, aun siendo una de las regiones de Chile más rezagadas en varios aspectos, hay un gran interés por mejorar sustancialmente y destacar en el área de la edificación”, dicen Ernestina Bravo Zenteno y Mauricio Ramírez Molina de la Evaluadora 88 Limitada, especialistas en Certificación Edificio Sustentable.

Con igual interés observa este desarrollo la secretaria ejecutiva del Consejo de Construcción Industrializada (CCI) y subgerenta de Desarrollo de la Corporación de Desarrollo Tecnológico (CDT),  quien destaca el énfasis que la Región de La Araucanía está poniendo en la sustentabilidad y la innovación. “Hace más de una década que los temas de eficiencia energética se han ido incorporando con fuerza al mercado, desde el sector residencial hacia otros tipo de edificios. El tema está presente desde la universidades y hoy existen muchos profesionales que se han especializado en sustentabilidad. Con ello, se posibilita el diseño de proyectos que consideren atributos de sustentabilidad y puedan optar a la certificación CES”, afirma.

¿Qué caracteriza a estos edificios?

Según la arquitecta Katherine Martínez, en el sur de Chile, es posible visualizar un reconocimiento al territorio en que se emplazan los edificios. Además, éstos muestran un buen desempeño térmico, incluyendo diseño bioclimático, con arraigo cultural y, en algunos casos, con uso de materiales locales como la madera. 

“En la región hay experiencia previa y una trayectoria en la incorporación de medidas de eficiencia energética, tanto en la edificación pública como en la privada, y creemos que eso se ve claramente reflejado en la gran cantidad de proyectos inscritos así como en el ecosistema de sustentabilidad que existe ahí: asesores, oficinas de arquitectura, equipos técnicos de los organismos públicos, constructoras, centros de investigación, instaladores y proveedores de equipos o materiales especializados. Todos, en conjunto, permiten alcanzar de forma destacada o sobresaliente los estándares de sustentabilidad requeridos por CES”, complementan en Evaluadora 88 Limitada.

Igualmente, los asesores CES Ernestina Bravo y Mauricio Ramírez, valoran las cualidades paisajísticas, culturales y de biodiversidad en La Araucanía, que la convierten en un territorio interesante para conocer y habitar. “En ese aspecto, estos edificios con altos indicadores de sustentabilidad se insertan más respetuosamente en esos entornos tan destacables”, afirman.

Algunas de las cualidades transversales en estos proyectos son, según Evaluadora 88 Limitada, las siguientes:

  • Uso de envolvente térmica de alto estándar y superior a lo que se pide en CES.
  • Uso de sistemas de calefacción eficientes, alimentados por electricidad o biomasa.
  • Uso de sistemas de ventilación mecánica de doble flujo con recuperación de calor.
  • Uso de iluminación artificial de alta eficiencia e incorporación destacada de la iluminación natural.
  • Espacios interiores generosos y con mucha calidez, aptos para los días de invierno y siempre en contacto visual con su entorno.
  • Gran ahorro de agua en las instalaciones de agua potable.
  • Uso de materiales naturales, especialmente la madera como componente destacado en los proyectos.

Edificio Administración EPSA: el primer edificio sustentable de San Antonio

Precertificado en 2018, con un puntaje para nivel destacado, el recinto administrativo del puerto de San Antonio, ya se prepara para dar su siguiente paso en sustentabilidad: recibir la certificación CES.

Fue hace cerca de tres años cuando la Empresa Portuaria San Antonio (EPSA) optó por ingresar su edificio administrativo al proceso de precertificación de Certificación Edificio Sustentable. “Entre abril y septiembre de 2018, se trabajó en conjunto con el arquitecto Pablo Aguirre y la empresa asesora Pasiva Ltda. para la obtención de la precertificación del proyecto, efectuándose todas las adecuaciones y mejoras tendientes al cumplimiento de hito”, comenta el coordinador de Ingeniería de EPSA, José Aldunate Rivera. 

Con un fuerte énfasis en la optimización del consumo hídrico y energético y una clara preocupación por el manejo de residuos, EPSA ha demostrado la sustentabilidad ambiental de su edificio institucional, con adecuados niveles de calidad ambiental interior, uso eficiente de recursos y baja generación de residuos y emisiones. Luego de un exhaustivo trabajo en estas materias y de la revisión de los requerimientos establecidos en el Manual de Evaluación y Calificación, la empresa obtuvo su precertificación CES el 29 de octubre de 2018, logrando 55,5 puntos, lo que le permitiría optar al nivel de certificación destacada.

“La etapa de Certificación CES definitiva comenzó una vez obtenida la precertificación, también junto a la empresa Pasiva. Esto obligó a cumplir y documentar tanto los requerimientos establecidos para la etapa de construcción, como todas las modificaciones realizadas a la obra durante el proceso constructivo. 

En vista de esto, se trabajó de forma mancomunada entre arquitectura, inspección técnica de obras y Pasiva durante la ejecución de las obras, tanto para velar por el cumplimiento de los requerimientos como para realizar nuevamente los cálculos, incorporando las modificaciones realizadas durante el proceso constructivo buscando, mantener el puntaje logrado en la precertificación”, detalló el coordinador de Ingeniería de EPSA.

Actualmente, la empresa portuaria está en las últimas etapas del proceso de certificación, completando información referente a las modificaciones efectuadas para recibir la Certificación CES durante este año. Esa es, al menos, su próxima meta.

El edificio -que consta de cuatro niveles más un piso zócalo, en una superficie de 3.500 metros cuadrados, aproximadamente- vino a recuperar el espacio público, convirtiéndose en un edificio emblemático para la comunidad de San Antonio.

Los atributos del centro de atención de la Mutual de Seguridad en Providencia

Sistemas de climatización e iluminación altamente eficientes, espacios exteriores amables y otros atributos garantizarán el bienestar de los usuarios, una vez que el edificio entre en operación.

Recambio de aire, diseño acústico, revestimientos que buscan evitar el ingreso de contaminantes al interior y un amplio acceso a luz natural son parte de las cualidades que aumentan la sensación de confort interior del Centro de Atención Providencia de la Mutual de Seguridad de la Cámara Chilena de la Construcción. 

En 2018, el proyecto fue inscrito para obtener la certificación CES Hospitales, pero, desde mucho antes, sus ejecutores estaban preocupados de mejorar la productividad y, al mismo tiempo, dar seguridad a los usuarios. Por eso, en primer lugar, el recinto cuenta con espacios exteriores amables para los funcionarios, vegetación y mobiliario que favorecen el descanso y distracción; y, en segundo lugar, con revestimientos de pisos, muros y cielos, pensados para disminuir al máximo los eventuales contaminantes ambientales que pudieran ingresar a los espacios interiores.

En términos de eficiencia energética, el proyecto que contó con la asesoría de Efizity, disminuye al máximo las ganancias por radiación mediante su diseño de celosías exteriores y, además, cuenta con un sistema de climatización en base equipos de volumen de refrigerante variable (VRV) e iluminación de alta eficiencia.

Coordinación interdisciplinar

“Este es un edificio compacto, donde no había mucho espacio para instalaciones y ductos, así es que hubo una etapa de coordinación que fue bastante larga. Hay que considerar que, a diferencia de los proyectos convencionales, para este proyecto se consideró el estándar de ventilación ASHRAE 170 Ventilation of Health Care Facilities, específicamente, para recintos de salud, boxes de atención de urgencia, consultas médicas y salas de terapias recuperativas”, explica Tamara Quiroz, jefa de Proyectos Comerciales de Efizity y asesora CES acreditada.

Según la arquitecta, en este proyecto la coordinación de especialidades fue crucial, al igual que la revisión que exige la certificación CES Hospitales. “Las observaciones de IDIEM por parte de CES fueron muy buenas. Había unos sellos de ventana, por ejemplo, que no se habían instalado y también nos pidieron dejar el paisajismo listo para poder certificar. Sus comentarios fueron muy pertinentes. Estamos súper contentos con el proyecto que logramos certificar antes de la puesta de operación”, dijo.

Como área de infraestructura, comenta la jefa del Departamento de Desarrollo Inmobiliario de la Mutual de Seguridad, Alba Welsch, fue todo un desafío trabajar con eficiencia energética y sustentabilidad. “Estar impregnados de ese espíritu comprometido con el ahorro, la gestión y el consumo. Hace tiempo estábamos esperando trabajar con esto. A lo mejor se requiere una inversión inicial un poco más alta, pero en el largo plazo se compensa con las mejoras en confort interior, climatización y ahorro”, señaló.

Aunque aún no se inaugura, el centro que cuenta con urgencias, box de procedimientos, box médicos, centro de evaluación de trabajo, kinesiología, sala de Rx, entre otros servicios, ya está listo para recibir a pacientes y funcionarios. “El inicio de la operación está supeditado a la autorización del seremi, pero esperamos comenzar a operar en un par de meses. El área de usuarios aún no ha percibido las condiciones climáticas envidiables. Pero, esperamos tener esas observaciones positivas, para seguir trabajando con certificaciones que nos obliguen a cumplir con estándares de eficiencia”, concluyó la arquitecta Alba Welsch. 

Ficha técnica

  • Mandante: Mutual de Seguridad CChC
  • Unidad Técnica: Mutual de Seguridad CChC
  • Arquitecto: Seiji Shirazawa
  • Superficie: 5.478 m2
  • Ubicación: Providencia, Región Metropolitana
  • Asesor: Efizity
  • Entidad Evaluadora: IDIEM
  • Constructora: LD Constructora
  • Nivel de certificación alcanzado: Certificación Destacada 
  • Puntaje alcanzado: 57,5 puntos

Cómo se construyó el primer hospital con certificación CES de Chile

El Hospital Quillota Petorca es uno de los recintos hospitalarios destacados en la industria de la salud por cumplir con los altos estándares de sustentabilidad que impone la certificación CES. Sacyr va por más.

“Estamos muy orgullosos de obtener esta certificación, que convierte al Hospital Quillota-Petorca en el primer hospital en Chile en obtenerla. Este hito refuerza el compromiso de Sacyr con la sustentabilidad en todas sus obras a lo largo de Chile, donde actualmente estamos construyendo los hospitales de Alto Hospicio (en proceso de certificación con CES) y Villarrica, y próximamente iniciaremos las obras de los hospitales Sótero del Río y Cordillera en Santiago (también incluirán certificación CES en sus desarrollos)”, dice Santiago García Cedrún, gerente general de Sacyr Ingeniería e Infraestructuras Chile.

El Hospital Biprovincial Quillota-Petorca, que beneficiará a más de 320 mil personas de La Calera, La Cruz, Hijuelas, Nogales, Quillota, Petorca, La Ligua, Cabildo, Zapallar, Papudo, es un edificio moderno, flexible y eficiente energéticamente, que logró la incorporación de importantes estrategias de arquitectura sustentable tanto en el diseño pasivo como en el activo.

En las bases de licitación del Ministerio de Obras Públicas y el Servicio de Salud Viña del Mar-Quillota se exigió cumplir con la Pre-Certificación CES en el diseño total, donde fue un requisito que el consultor y el especialista en eficiencia energética trabajaran integrados en el desarrollo. Envolvente térmica de alta eficiencia, cristales de doble vidriado hermético con control solar, protecciones solares en ventanas, aprovechamiento de iluminación natural y vistas, así como también techos verdes utilizables, entre otras, resaltan en este proyecto.

En cuanto a las estrategias activas de eficiencia energética incorporadas, se utilizaron equipos y características que permiten ahorrar en la iluminación, así como el desarrollo de una central térmica para climatización con equipos de alta eficiencia, sistemas de ventilación de alto estándar y otras estrategias de reducción de demanda energética. Además, se consideró el uso eficiente del agua mediante artefactos sanitarios y la implementación de sistemas de riego adecuados para estos fines.

Además, el Servicio de Salud Viña del Mar Quillota de Minsal se preocupó de pedir la incorporación de variables orientadas a la gestión eficiente de los residuos mediante la clasificación, reducción, reciclaje y valoración de los desechos, más allá de las exigencias normativas. Por eso, los residuos son separados y catalogados, para ser conducidos a vertederos autorizados y plantas de reciclaje.

Ficha técnica

  • Mandante: Sociedad Constructora: Sacyr Chile S.A.
  • Unidad Técnica: DA MOP Valparaíso – Servicio de Salud Viña del Mar Quillota
  • Arquitecto: Pine Arq & bbats + Tirado
  • Superficie: 7.1813 m2
  • Ubicación: Quillota, Región de Valparaíso
  • Asesor: B Green
  • Entidad Evaluadora: IDIEM
  • Constructora: Sacyr
  • Nivel de certificación alcanzado: Certificación Destacada
  • Puntaje alcanzado: 56,5

Majestic: el primer edificio privado de planta libre que ingresa a CES

Más de un tercio de consumo de energía y agua ahorraría este proyecto, que es el primero de inmobiliaria para venta o arriendo de oficinas en ingresar al proceso de certificación CES. Vidrios que reducen la transferencia de calor, una estrategia pasiva y artefactos eficientes harán del edificio comercial y oficinas un lugar acogedor y sustentable, alineado con las nuevas demandas mundiales. 

Así como ha cambiado la forma de trabajar en la oficina, también han cambiado el diseño, la arquitectura y la construcción. Un ejemplo de ello es el proyecto Majestic, el primer edificio de inmobiliaria para venta o arriendo de oficinas que ingresa al proceso de certificación CES y está emplazado en Santo Domingo esquina Av. San Martín, en pleno centro de Santiago. 

Durante el proceso de diseño, los consultores de B-Green han acompañado a los mandantes de este edificio de oficinas de plantas libres que incorporó la sustentabilidad en etapa temprana.

Con siete pisos, Majestic cuenta con una primera planta de locales comerciales y oficinas para arriendo desde el piso dos hasta el siete, además de tres plantas de subterráneos de 1.700 m2 cada una. “Una de las características es la envolvente de vidrio con muro cortina. Lo primero que analizamos fue esa envolvente, para dar cumplimiento a lo que exige CES. Al ser una envolvente térmica vidriada donde su fachada principal da hacia el norte era importante sombrearla para disminuir la ganancia térmica”, explica el asesor CES de B-Green, Cristián Gutiérrez.

El diseño de esta infraestructura consideró protecciones solares materializadas en un cristal de alto rendimiento que reduce la transferencia de calor, como es el KNT 140 que tiene un factor solar de 0,28. “Eso permite reducir la radiación solar que ingresa al edificio y con ese tipo de cristal más las protecciones solares teníamos, conseguimos una reducción importante de radiación”, comenta Gutiérrez.

De esta manera los 7.800 m2 de oficinas y los 1.500 m2 de locales comerciales del proyecto Majestic disminuyen la demanda de energía, mediante una estrategia pasiva. Al tratarse de oficinas de arriendo, los mandantes evalúan -en conjunto con sus asesores- una reducción en la potencia eléctrica: “optamos por una reducción de 30%, dado que eso va a quedar estipulado en un reglamento de copropiedad. La luminaria generalmente uno la deja instalada, pero, esto quedará en el reglamento que los arrendatarios van a tener que respetar, respondiendo a la reducción de energía”, señala el asesor CES de B-Green.

Igualmente, el diseño del proyecto contempló artefactos sanitarios y griferías de consumo eficiente, apuntando a una reducción de 40% en el uso del agua. Todos los análisis se hicieron mediante imágenes de modelación, en un software que permite calcular la demanda y consumo de energía, para entregar resultados de iluminación natural. Tras modelar el proyecto e ingresar toda la información, se definió el uso de varios muros de hormigón armado y mucho vidrio. “La gran envolvente es el vidrio. Había que seleccionar uno que cumpliera con los estándares que se requieren, ya que mientras más disminuye el consumo de energía mucho mejor”, concluye Cristián Gutiérrez.

Ficha técnica
Mandante: Inmobiliaria y Constructora Santa Ana S.A.
Arquitectos: José Tuca Garcés, Alex Brahm y Jorge Nordenflycht
Asesores: B-Green
Entidad Evaluadora: CIAES de la Universidad Católica del Norte